Desafíos y Oportunidades en la Nueva Era de Ciberseguridad de Chile: La Ley Marco de Ciberseguridad e Infraestructura Crítica

Desafíos y Oportunidades en la Nueva Era de Ciberseguridad de Chile: La Ley Marco de Ciberseguridad e Infraestructura Crítica

Facebook
Twitter
LinkedIn

En la última semana, uno de los temas más relevantes en el ámbito de la ciberseguridad y seguridad de la información en Chile ha sido la aprobación de la nueva Ley Marco de Ciberseguridad e Infraestructura Crítica de la Información. Esta normativa, que está a la espera de su promulgación, representa un cambio significativo en la forma en que Chile aborda la seguridad digital, colocando al país a la vanguardia en la región en estos temas.

La ley introduce la creación de la Agencia Nacional de Ciberseguridad (ANCI), un organismo público descentralizado, con el objetivo de regular, fiscalizar y sancionar las acciones en materia de ciberseguridad. Esta agencia tendrá un papel crucial en la protección de la infraestructura crítica y en la coordinación entre el sector público y privado para una implementación efectiva de las medidas de seguridad digital.

Sin embargo, la implementación de esta ley conlleva ciertos desafíos. La Asociación de Empresas Chilenas de Tecnología (CHILETEC) ha alertado sobre la falta de recursos y capacidades tecnológicas que podrían enfrentar los operadores de servicios esenciales e infraestructura crítica. Además, se menciona la falta de claridad en algunos puntos de la ley, como la determinación de los servicios esenciales y la infraestructura crítica, lo que podría generar incertidumbre y dificultades en la planificación y ejecución de las medidas de seguridad necesarias.

Otro desafío destacado es la necesidad de un mayor conocimiento sobre estándares y certificaciones en ciberseguridad, especialmente en pequeñas y medianas empresas. También se menciona la escasez de talento especializado en el campo de la ciberseguridad, lo que podría limitar la capacidad de las empresas para cumplir con las nuevas obligaciones impuestas por la ley.

En resumen, la aprobación de esta ley es un paso significativo para Chile en materia de ciberseguridad, pero su implementación efectiva requerirá una estrecha colaboración entre el sector público y privado, así como la superación de varios desafíos logísticos y financieros.

Puedes encontrar más información sobre este tema en Emol​​, El Mostrador​​, y ITSitio​​.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × dos =